Editado el contenido de la revista "Por Amor al Arte" del Maestro Mario Carreño Godinez

sábado, 1 de junio de 2013

Poesía

Recordando

Se acorta el tiempo tan querido
mal gastado, mal medido,
ya no lo puedo alargar
y me siento tan cansada,
yo me siento tan cansada
oprimida, atrapada,
porque ya no tengo tiempo,
ni fuerza ni aliento.

Y me pongo a recordar
con mi mente,
el paisaje tan ausente,
muy borroso, deprimente.

Y aún así llena de gozo
lo aprieto como oro
porque ese es mi tesoro,
lo llevo en mi corazón,
es mi sangre mi razón.
Y al recordar lo amado,
lo santo, lo consagrado,
esa vida que viví,
por la que tanto luché
con la que mucho aprendí
y muchas veces lloré,
otras tantas sonreí.

Es el saber de la vida,
es el derecho a vencer,
es una lucha constante
desde nacer o morir.

Todo eso es adecuado
en el presente o pasado
y volver a recordar
es lo que me hace vibrar
esperando el momento
que no puedo ignorar.

I S J.



Se perdió

Se perdió en lo inmenso del espacio,
la sonora melodía que me tocaba,
la palabra zalamera que decía
a cada instante lo mucho que me amaba.

Se perdió y quién sabe dónde esté
aquel himno al amor que me tenía,
si no fué, es su culpa que recuerde
lo precioso del instante que vivía.

Melodía preciosa que atestiguas
con tus notas armoniosas mi tesoro,
solo queda el recuerdo de unas rimas
y el eco del tiempo que añoro.

I S J.


Protectores de los Mares Mexicanos

¡Oh, valientes trabajadores,
que luchan y cuidan nuestros mares,
hoy les rendimos tributos,
hoy les rendimos honores!

Ustedes que siempre sirven,
y nunca piden nada a cambio,
solo ver un México sin crimen,
sin muertes ni líos.

Gracias por brindarnos sus servicios,
y mantenernos siempre tranquilos,
nunca hemos de estar en peligro
de secuestradores o asesinos.

¡Felicidades en su día!
Pero algo nunca deben olvidar,
que en sus manos está nuestro bienestar,
nuestras familias y trabajos,
pero sobre todo, nuestra paz.

G T R R


1o. de Junio
Día de la Marina
de México


Mi Padre, una Persona sin Igual

Hombre trabajador y honesto,
que siempre cuida a sus hijos,
de sol a sol en sus trabajos,
para poder ganar unos cuantos pesos.

Hombre que siempre protege a sus hijos,
de cualquier persona o peligro,
por sus creaturas siempre ve primero,
¡Ese sí es un verdadero guerrero!

Él es un amigo y compañero,
porque siempre está a mi lado,
a mi papá lo quiero,
por todo lo que me ha dado.

De esa persona que hablo,
y que en mi vida es muy especial,
hablo de mi padre,
que es una persona sin igual.

Le doy gracias a Dios,
por darme a un hombre humilde y sincero,
porque siempre lo ha bendecido durante 20 años
regalándole dos hermosos retoños.

G T R R



Jesús se Consagró
al P. Alejo

Jesús se consagró tu eterno amigo
en el abrazo de tu Ordenación.
¡Qué plenitud divina de su amor
y de fidelidad para contigo!

Ya en cinco lustros te llevó consigo
dentro, muy dentro de su corazón.
Su ternura en otro él te consagró
como en tu nueva Misa el pan de trigo.

Hoy, en tus Bodas, a su eterno abrazo
devuélvele ternura por ternura,
devuélvele regazo por regazo.

Y si mil años esta vida dura,
mil años seré fiel a cada paso
con la alegría de una vida pura.

Tomada del Libro: “Mi Desierto, Poesías”
del Padre Rafael Alcántar Mondragón


Señora

Gracias le doy Señora
por permitirme ser
en su vida un instante
y en la mía un Edén.

Gracias le doy Señora
por aquel amanecer,
que hizo eco en mi vida
y a usted la hizo volver.

Gracias le doy Señora
por ese enorme placer,
de tenerla entre mis brazos
y aspirar todo su ser.

A usted, hermosa Señora
que me flechó el corazón,
Tengo qué verla a lo lejos
y callar los gritos del corazón.

J B


El Reloj hace Mutis

Ayer pasé junto a tí
y levanté la mirada
como cuando era chiquillo
y llegaban a mi oído
tus sonoras campanadas.

Hoy te veo con la tristeza
del silencio en tu faz,
ya no lanzas a los vientos
la alegría de tus campanas,
para que nos despertemos
y así trabajar con ganas.

Te has quedado enmudecido
¿Por qué, me pregunto yo?
Si pareces una gema,
si has pasado muchos años
en lo alto del mercado
del cual eres su emblema.
Te quiero oír de nuevo
como tus tiempos mejores.
Hazles saber que tu anhelo
es que te escuchen de nuevo
por todita la comarca
y despertar del marasmo
a este mi pueblito amado.

¡Qué suenen ya tus campanas!
señalando hora tras hora
¡Que sigas ahí presente!
Tú vives en mi recuerdo
desde que yo era mozuelo,
pasaba correteando
para ver qué hora marcaba
y llegar pronto a mi escuela.

J. E R B.

Nos gustaria saber lo que piensas del blog, escribe un comentario (* campos obligatorios)