Editado el contenido de la revista "Por Amor al Arte" del Maestro Mario Carreño Godinez

viernes, 11 de febrero de 2011

Reflexiones

Maravillas de El Espíritu Santo
(continuación)


14°. Lo que han dicho los Grandes Personajes acerca del Espíritu Santo


1º. EL ARTÍFICE NÚMERO UNO

De una cosa es necesario convencernos: que la parte principal en la obra de nuestra santificación la hace el Espíritu Santo. Luchó Santa Teresa por mucho tiempo contra una afición dañosa sin lograr alejarla. Le envió el Espíritu Santo una lucecita suya, vió ella entonces muy claramente lo perjudicial que era su afición, y está se disipó (Hamon)

2º. BASTÓ UNA LUCECITA

Pensaba y pensaba Santa Teresa por días y días, ¿por qué Dios ama tanto la humildad y prefiere de manera tan especial esta virtud? Y no lograba saber el por qué. Pero un día el Espíritu Santo, ante su insistencia en la oración, le envió una luz: y comprendió qué es: "porque Dios es la verdad y la humildad, y el orgullo que es lo contrario a la humildad, es mentira, y por tanto disgusta a Dios" (Marmion)


3º. A veces el Espíritu Santo hace con una lucecita suya lo que nosotros no habíamos logrado con diez años de lucha. (Santa Teresa).


4º. EL SECRETO DE SANTA TERESITA

¿Por qué Santa Teresita del Niño Jesús, cuando estalla una tormenta siente una gran alegría, y mientras las demás monjitas se refugian temerosas en el convento, ella sale al balcón a contemplar la tempestad, pues aquellos rayos y espantosos truenos le recuerdan que Dios, su Padre, es poderosísimo? Porque el Espíritu Santo le ha dado el don de Piedad (P. Philipon).

5º. CAMPEONES EN SANTIDAD

¿De dónde sacaron los tres niños de Fátima esos deseos de sacrificio que los hacía rezar de rodillas con la frente apoyada en el suelo hasta caer desmayado? De un impulso que les daba el Espíritu Santo. ¿De dónde sacaba San Luis Gonzaga ese amor a la Pureza, Santo Domingo Savio ese deseo insaciable de santidad y San Francisco Javier su sed de salvar almas? No de otra parte sino de una luz interior que les enviaba el Divino Espíritu (Thirieth)

6º. LO IMPORTANTE PARA SAN PABLO

Lo primero que San Pablo pregunta a los de Efeso es: "¿Habéis recibido el Espíritu Santo?". Le parecía esto tan supremamente importante. Desafortunadamente ellos, como muchas personas de ahora, tuvieron qué responderle: "Ni siquiera sabíamos que había Espíritu Santo" (Holzner).

7º. UN MANDATO PARA PREDICADORES Y CATEQUISTAS

El Papa León XIII decía: "Los cristianos, aunque a veces invocan al Espíritu Santo, tienen un conocimiento muy pobre de Él.

Por eso, los predicadores y catequistas deben hablar más frecuentemente acerca del Divino Espíritu, con palabras sencillas, pero tratando de entusiasmar a los fieles por esta gran devoción".

SOBRE LA ANTICONCEPCIÓN

"Al destruir la capacidad de transmitir la vida por medio de la anticoncepción, el esposo o la esposa está haciendo algo para sí mismo o para sí misma.

Esto hace que se centre la atención en uno mismo y de esa manera se destruye en él o en ella el don del amor…

Una vez que se destruye ese amor capaz de transmitir la vida, fácilmente le sigue el aborto".


SOBRE EL ABORTO

"El aborto es el mayor destructor de la paz hoy porque consiste en una guerra contra el niño, el homicidio directo de un niño inocente, el asesinato perpetrado por la propia madre.

Y si aceptamos que una madre mate aún a su propio hijo, ¿cómo podremos decirle a las personas que no se maten unas a otras…?

El aborto no le enseña a la madre a amar, sino a matar aun a su propio hijo para resolver sus problemas…

Al padre se le dice que no tiene qué asumir ninguna responsabilidad por el hijo que ha traído al mundo…

El aborto simplemente lleva a más abortos.

Cualquier país que acepte el aborto no le está enseñando a su pueblo a amar, sino a usar la violencia para obtener lo que desea.

Por eso es que el mayor destructor del amor y de la paz es el aborto…

El niño por nacer ha sido grabado en la mano de Dios y Él lo ha llamado a amar y a ser amado, no sólo en esta vida, sino para siempre".

Tomado del Libro: La Madre Teresa de Calcuta,
Vida y Meditaciones

Nos gustaria saber lo que piensas del blog, escribe un comentario (* campos obligatorios)